14 dic. 2010

Lo que realmente cuesta un billete de avión

precio real billete de avión


En la imagen de arriba, está el desglose de los gastos abonados en mi último billete de avión. Muchas veces se echa la culpa de los precios de los billetes al precio del combustible (totalmente inflados ya que el precio por pasajero en un avión lleno no pasa de unos pocos dólares) pero, como se puede ver arriba, hay hasta nueve tasas distintas (el billete de arriba es de una aerolínea estadounidense para un vuelo a España) además de lo que cobra la compañía y del precio del combustible.

El precio de los billetes de avión ha caído drásticamente en los últimos años. Las razones son varias: una mayor demanda, la competencia de las compañías de bajo coste y unos aviones mucho más eficientes. En cualquier caso, volar sigue siendo muy caro y no es por el precio del combustible. El gasto por queroseno por cada viajero en un vuelo lleno puede ser de apenas tres dólares.

¿Qué pagamos con nuestro billete de avión?



- La tripulación: en Estados Unidos, el sueldo promedio de un piloto está alrededor de los 80.000 dólares anuales. Luego hay que sumar el salario del copiloto y el de los auxiliares de vuelo.

- Gastos de aeropuerto: la compañía área también tiene que pagar por la prestación de servicios en el aeropuerto como las tasas de las puertas de embarque, vehículos para la carga y descarga del equipaje, maniobras de despegue y aterrizaje, etc.

- Impuestos: por supuesto. ¿Cómo se iba a quedar papá Estado sin su mordida? Las tasas e impuestos pueden llegar hasta la mitad del precio del billete.

- La amortización del avión: para amortizar el dinero pagado por un avión nuevo los pasajeros tendrán que pagar unos diez dólares por vuelo.

- Mantenimiento del avión: aquí se incluyen las inspecciones, mano de obra, coste de las piezas, etc.

- Otros gastos de la aerolínea: la empresa también tiene que pagar las instalaciones y el salario de sus empleados.

Básicamente, la única manera para conseguir que los vuelos se abaraten es bajar los impuestos...

No hay comentarios: